25 octubre, 2007

Voy a matar al vecino, que lo he visto en la tele y parecía muy divertido.

Que la televisión actual es basura es algo que todo el mundo sabe y no merece la pena pararse a discutir sobre ello.

Lo que yo ya no veo tan claro es que sea la causa de todos los males del mundo y que haya que perseguirla como a las brujas en época de inquisición.

Ni los teletubbies hacen apología de la homosexualidad, ni matrimoniadas maltrata a las mujeres, ni camera cafe promociona el absentismo laboral. Y así mil ejemplos más. ¿Qué va ha ser lo próximo? ¿Pedir prohibir los telediarios por mostrar la realidad?

Decir que si un hombre - por llamarlo de alguna forma - maltrata a su mujer es porque lo ha visto en la tele (y para más inri probablemente en un programa de ficción) es la salida fácil. No conozco a nadie que se haya propuesto escalar el Aconcagua porque lo ha visto en Al filo de lo imposible o que se tire de un edificio porque ha visto Superman.

Esto en cuanto a adultos. Tarados los hay en todas partes con tele o sin ella. Si hablamos de los  niños - esas bellas criaturicas fácilmente impresionables -, es responsabilidad de sus padres controlar que hacen (ven) o dejan de hacer (ver). La tele, amigos padres, entretiene; no enseña. Para eso estais vosotros. No basta con enchufarlo a la caja tonta y a otra cosa mariposa.

Dicho esto, y para que quede bien claro que no estoy defendiendo los contenidos de la televisión actual pido, humildemente que fusilen a todos los programadores y los sustituyan por nuevos con algo en la cabeza aparte del pelo engominado.


Najwajean - She´s got one

1 comentario:

Daniel dijo...

Los padres de ahora lo tienen muy fácil con los niños, como dijo Homer Simpson, "ahora con eso de la tele se te crían ellos solos", y si añadimos los videojuegos pues mejor. Si luego el niño se dedica a apalear a gente porque sí, la culpa es de la tele, los videojuegos y los profesores.